ACN Agencia Central de NoticiasLa salud mental sí es salud y cómo podemos tratarla

La salud mental sí es salud y cómo podemos tratarla

Creada Por: Vanessa Aguirre

 

¿Por qué las personas hemos dejado a un lado nuestra salud mental?

Desde niños, nos enseñaron que tener el primer lugar y dejar todo por ser el “mejor”, ya que eso nos conllevaria al éxito, al respeto y un gran futuro. Pero, ¿nunca se preguntaron cómo nos afectaría alcanzar eso tan imposible?.

Nos han criado para ser perfectos, para no cometer errores. Nunca pensaron en cómo nos afectaría y más de adolecentes donde deben tomar decisiones que les brinde un mejor futuro y estabilidad emocional, Pero no tienen la culpa, solo querían que no nos lastimaran y que fuéramos felices y no los culpo.

 

Ahora, muchos, no digo que todos, cargamos con una carga consigo mismos, por esperar tanto de uno y no lograrlo, lo que conlleva a sentir el fracaso, desmotivación y se puede ejemplificar en todo sentido. Pero ¿cómo saber que tu salud mental está mal?

Uno siempre descubre eso, por personas que te rodean o que llegan en un tiempo determinado y en muchas ocasiones, tú mismo lo descubres. 

Es el caso de una chica de 20 años que su vida se basaba en siempre lograr todo y obtener lo que quería, nunca dejar que nada le afectara así se tratara de ella, de su físico, su apariencia, su pensamiento y personalidad, evitaba esos comentarios.

Hasta que en su vida se cruzó alguien que,  bueno o malo, le hizo despertarse y mirar más en ella, en lo que se guardaba de su infancia y cómo eso, en cierta forma, le afectaba a su vida actual.

Cómo una persona puede llegar a envolverte, hacerte daño y junto con eso ayudarte a entender que la salud mental que cargabas no era normal, se fue dejando una gran herida, sin ayudarte porque sabías que no podría estar más en tu camino.

Porque si seguía te generaría más daño del que ya habías obtenido a través de los años. Es así como ella trata de encontrar y buscar ayuda luego de meses. Decide ir al psicólogo para expulsar toda esa carga que guardaba de mucho tiempo.

En realidad le ayudó mucho y se hizo descubrirse y poder validar sus sentimientos, entender que no esta mal estar mal, que es bueno llorar si es la forma que se desahoga, que decir lo que siente o piensa no está mal, empezó a descubrir cómo el pasado que le atormentaba le afectaba su vida actual.

 

¿Cómo poder tratarlo, queriendo, arriesgándose y sobre todo poniéndose como prioridad?. Lo logró aunque hay días donde le cuesta, siente inseguridad de lograrlo.

Los psicólogos son una parte muy importante para este camino tan largo y complicado como personas, pero lo que inconforma es que no muchos tienen acceso a ellos, que los que encuentran en la eps o en las instituciones educativas, no son los mejores.

Cómo sería una vida donde ir al psicólogo sea algo tan normal como ir al médico. Sería genial porque se disminuirían muchos suicidios, mucha depresión, ansiedad y la inseguridad y se aumentaría el amor propio, la estabilidad emocional, aumenta también mejoría en la salud física.

Porque nunca lo dicen pero si no tenemos una salud mental estable, no la tendremos físicamente, el cuerpo siempre muestra que no estamos bien, pérdida de cabello, cambio constante de masa corporal, entre otras cosas.



Los psicólogos deberían ser gratuitos o con más alcance para la mayoría de las personas, así descargamos cargas negativas que no nos permite avanzar y poder así liberarnos para estar bien consigo mismo y lograr un equilibrio en nuestra salud tanto mental como física.

Ahora después de la cuarentena la alcaldía de Bogotá crea espacios gratuitos para jóvenes o personas de escasos recursos que no cuentan con el dinero para pagar uno, donde nos comenta que cada línea de atención cuenta con un equipo profesional. 

La misión del grupo es escuchar a las personas que lo necesiten y promocionar el cuidado de la salud mental, además, para que los niños, niñas, adolescentes y adultos de todas las edades, reciban escucha y apoyo psicológico por parte de la Secretaría Distrital de Salud.”

Dónde nos permitirá tener una mejor calidad de vida con los que nos rodean y con nosotros mismos, porque por encima de todo estamos nosotros primero y si no estamos bien y no nos ayudamos para estarlo, nadie lo va a hacer, no podemos dejar cargar nuestras cosas a terceros porque solo nos corresponde a nosotros.