ACN Agencia Central de NoticiasParo nacional en tiempo de elecciones
Paro Nacional, manifestaciones

Paro nacional en tiempo de elecciones

Por: Camilo Quintero Ferreira

Colombia vivió una nueva jornada de movilizaciones el jueves, 28 de abril, fecha en la que se cumple un año del inicio del paro nacional, que fue convocado, en su momento, por diferentes aspectos, entre ellos, el rechazo a la reforma tributaria presentada al Congreso de la República por el entonces Ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla.

El Comité del Paro, en un principio, manifestó en un comunicado de prensa, su interés de convocar las manifestaciones con motivo del primer aniversario del paro nacional, desde el 28 de abril, hasta el domingo 1 de mayo, fecha que coincide con el Día del Trabajo.

Sin embargo, diversas organizaciones convocaron a la movilización para el jueves, 28 de abril.

Ciudades como, Bogotá, Medellín, Cartagena, Barranquilla, Bucaramanga y Cali, dispusieron de efectivos de la policía, para vigilar los diferentes puntos de concentración de manifestantes.

Teniendo en cuenta que Cali fue la ciudad más golpeada por el paro del 2021, con 33 bloqueos, se generó un acompañamiento más amplio en toda la ciudad, para evitar manifestaciones violentas y bloqueos que lleguen afectar la movilidad drásticamente.

En el caso de Bogotá, las marchas tuvieron diferentes puntos de concentración, pero los más críticos fueron, Universidad Nacional, Universidad Distrital Sede Tecnológica, Parque Central de Fontibón, Monumento a Los Héroes y Puente Puerta del Sol.

Pero es bueno resaltar que el Distrito desplegó un equipo de 455 gestores de diálogo y convivencia y, además, diferentes representantes del Ministerio Público.

Esto generó minimizar ampliamente la posibilidad de la realización de hechos violentos, siendo una jornada de manifestaciones pacíficas en su gran mayoría.

Los únicos actos vandálicos reportados en horas de la mañana, fueron contra un articulado de Transmilenio y estaciones de la troncal Caracas.

Sin embargo, en horas de la noche, luego de que las movilizaciones empezaran a bajar su intensidad, comenzaron los disturbios en inmediaciones de la Universidad Nacional.

Siendo este, el único foco de enfrentamientos, en el cual, llegaron unidades del Esmad para garantizar el orden y restablecer la movilidad.

A pesar de estos enfrentamientos y complicaciones, las autoridades señalaron la jornada de movilizaciones como un “buen comportamiento de promotores y asistentes” resaltando la labor de los ciudadanos y las autoridades y gestores de convivencia.

En Bogotá, se generaron diferentes bloqueos que afectaron la movilidad de la ciudad, como resultado de esto, se colapsó gran parte de estaciones de Transmilenio, hasta generar el cierre de las mismas. 

A las 7 de la noche, el sistema de transporte presentó afectaciones en los siguientes trayectos:

Troncal Calle 26, Troncal NQS (Se dejaron de atender estaciones desde Simón Bolívar hasta Ricaurte.) y Troncal Suba.

Por estas novedades, rutas zonales también tomaron desvíos, lo que generó un embotellamiento y trancones de carros particulares en la ciudad. 

Los usuarios de Transmilenio se vieron obligados a bajarse de los buses articulados y caminar hasta sus destinos, gracias a que en horas de la noche la mayoría de estaciones de Transmilenio se encontraban cerradas por bloqueos en las autopistas y avenidas de Bogotá.

El resultado final de las multitudinarias marchas, fueron unas movilizaciones que no se aplacaron con los aguaceros, y tampoco opacadas por los pocos actos vandálicos que se generaron.

Se pudo percibir una manifestación pacífica en tiempos de elecciones, mostrando un paisaje de protesta verdadera, en los diferentes puntos de encuentro en Bogotá.

La jornada de manifestaciones, también se caracterizó por diferentes muestras artísticas y ollas comunitarias, en las principales ciudades del país.

El 3 mayo se difundió el panfleto de un supuesto paro nacional para el 29 de mayo, comunicado que convocaba a protestas después de conocer los resultados de la jornada electoral.

Así mismo decía que los miembros de la Primera Línea y diferentes grupos desconocidos, saldrían a las calles a protestar por los resultados electorales de la primera vuelta presidencial.

Pero la Secretaría de Seguridad de Cali aclaró por sus redes sociales, que el comunicado que convocaba a protestas después de conocer los resultados de la jornada electoral del próximo 29 de mayo es falso.

Hasta el momento no hay un comunicado oficial de otro para nacional en los últimos días, y mucho menos para el día de elecciones presidenciales, dejando claro que la única manifestación social en tiempos de elecciones fue el 28 de abril.