Icono del sitio Concéntrika Medios

La turbulenta crisis de la que no despegaría Viva Air

La alianza entre Avianca y Viva Air se habría coordinado desde hace dos años, la SIC investiga presuntas irregularidades.

Por: Óscar Pérez

Foto: Aeropuerto Internacional el Dorado, vía Twitter. @bog_eldorado

Luego de anunciarse la turbulenta y grave crisis financiera que obligó a la aerolínea Viva Air a cerrar sus operaciones aéreas, la superintendencia de industria y comercio (SIC) investiga a la entidad que ordenó precipitadamente el cese de actividades comerciales aéreas a la compañía de bajo costo.

Tras casi 13 años de operación en el sector de la aviación en Colombia y otros países de Latinoamérica, la suspensión de sus servicios de transporte aéreo afectó a alrededor de 466.604 usuarios, quienes tenían al 27 de febrero su reversa confirmada.  

Con el fin de mitigar las afectaciones y brindar solución a los viajeros afectados, seis aerolíneas entre las que se encuentran Latam, Ultra Air, Wingo, entre otras, han brindado ayuda a alrededor de 43.000 personas, según un reciente comunicado de la Aerocivil. Sin embargo, en la misma circular se precisa que, estas mismas aerolíneas iniciarán de manera gradual la suspensión de la medida con el fin de brindar una tarifa de protección.

Es preciso señalar que, para abril de 2022, Investment Vehicle 1 Limited, que es una compañía con sede en Reino Unido, compró la totalidad de las acciones de Avianca Holdings S.A y de Viva Latinoamérica, quedando las dos aerolíneas bajo una misma sociedad matriz. En medio del proceso de incorporación de ambas organizaciones, presuntamente altos ejecutivos crearon empresas ficticias (West Castle Limited y Castlesouth Limited) separando y entregándoles los derechos políticos y económicos de Viva Colombia y Perú para facilitar la operación de compra de Viva Latinoamérica por parte de Investment Vehicle 1 Limited.

Foto: Diario El Espectador.

Lo anterior, hace que en estos momentos entes reguladores como la SIC pongan la lupa sobre Avianca y Viva Air, con el objetivo de evaluar si la integración infringiría en prácticas restrictivas como la libre competencia y afectación a miles de usuarios. De efectuarse la sanción, la cifra superaría el billón de pesos entre ambas entidades.

La Representante de la cámara, Cathy Juviano, encendió el ventilador ante esta crisis, por medio de unas declaraciones señalando que, desde el año 2021, de manera coordinada y sostenida, ambas aerolíneas concertaron subir la tarifa de la cabina ejecutiva de Avianca, así como el nivel de competencia por las rutas nacionales, el cual bajó 16 puntos porcentuales entre marzo y abril de 2022, indicó la funcionaria en una entrevista brindada a la W Radio.

De darse el engranaje entre ambas aerolíneas, Avianca se quedaría con un aproximado del 60 por ciento de participación en el mercado de la aviación comercial en Colombia, además, con alrededor del 70 por ciento de slots en el Aeropuerto Internacional el Dorado, que consiste en el itinerario de despegue y aterrizaje de las aerolíneas para efectuar los viajes.

Foto: Colprensa

Así mismo, quienes se encuentran en medio de una incertidumbre son los aproximadamente 1.300 trabajadores quienes se desempeñaban en diferentes áreas de la compañía Viva Air.

Por otro lado, el Ministro de Transporte, Guillermo Reyes, anunció, por medio del programa Gobierno escucha en Soacha (Cundinamarca), que mañana martes 14 de marzo la Aerocivil determinará si se da o no la integración entre Avianca y Viva Air.

Salir de la versión móvil