Una estrategia muy subversiva

La agencia colombiana Sancho BBDO llevó a cabo ésta acción de guerrilla para invitar a la gente a participar en las marchas por las liberaciones de secuestrados.

Hoy en día el consumidor se encuentra expuesto a más de 1500 marcas diariamente, esto ha hecho que las personas se vuelvan invulnerables a la publicidad, filtrando inconscientemente los mensajes publicitarios a los que desean estar expuestos, en consecuencia debemos buscar nuevas formas de llamar la atención. ¿Pero qué hacer para las PYMES que no cuentan con grandes presupuestos para invertir en publicidad?

Segú Gabriel Olamendi, profesor del Master en Dirección de Marketing y Gestión Comercial y Consultor independiente de Marketing en Pymes, el Marketing de guerrilla es una herramienta para conseguir los objetivos de marketing a través de métodos poco convencionales que se basan en los hábitos y costumbres del público objetivo para sorprenderlos en sus actividades cotidianas, es decir, usar estrategias alternativas para aprovechar lo que se tiene, por poco que sea, en acciones destinadas a conquistar nichos concretos, con objetivos bien claros pero con pocos recursos y mucha creatividad.

El marketing de guerrilla implica hacer actividades publicitarias inusuales, tales como aprovechar los encuentros en lugares públicos, obsequiar muestras de productos en la calle, y cualquier operación de marketing destinada a obtener los máximos resultados con recursos mínimos. Las estrategias más innovadoras actualmente aprovechan la tecnología móvil para involucrar a los consumidores con la marca y tener una experiencia memorable.

Para las empresas pequeñas es una ventaja el empleo del Marketing de Guerrilla, porque pueden encontrar segmentos no explorados por marcas líderes y tener una aproximación más rápida e íntima con sus clientes. Jay Conrad Levinson definió el término Guerrilla Marketing en su libro de igual nombre publicado en 1984, en el que identifica los siguientes principios:

– El Marketing de guerrilla está orientado específicamente para la pequeña empresa.
– Debe estar basado en la psicología humana, más que de la experiencia, juicio y conjeturas.
– En vez de dinero, las inversiones principales en marketing deben ser tiempo, energía e imaginación.
– Los resultados se miden en la cantidad de beneficios, no de ventas.
– El vendedor también debe concentrarse en las nuevas relaciones que se hagan cada mes.
– Crear un estándar de excelencia con una atención aguda en lugar de tratar de diversificar la oferta de productos y servicios.
– En lugar de concentrarse en conseguir nuevos clientes con nuevos productos, el objetivo es hacer más transacciones con los clientes existentes.
– Olvídate de la competencia y concéntrate más en la cooperación con otras empresas.
– El marketing de guerrilla debe usar una combinación de métodos de mercadeo para una campaña.
– Usar la tecnología actual como una herramienta para construir su negocio.
– Los mensajes están destinados a individuos o pequeños grupos, menor sea el grupo es mejor.
– Se centra en obtener el consentimiento de la persona para enviarles más información en lugar de tratar de hacer la venta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit. Aenean commodo ligula eget dolor. Aenean massa. Cum sociis ultricies nec