Conexión CentralPundo 3000: Una reflexión crítica.

Pundo 3000: Una reflexión crítica.

Desde que he tenido uso de razón he tenido un proceso mental, educativo y constructivo que me ha llevado al punto de ser una persona de una u otra manera consciente de la realidad en la que nos encontramos, de su momento histórico, y de sus implicaciones políticas, económicas, sociales y culturales. Mi enseñanza académica como publicista no ha escapado a dicho aspecto de mi constructo como ciudadano y por lo tanto siempre procuro ser crítico, pero a la vez autocrítico y más importante aun, propositivo. Terminando con mi breve introducción les presento al proyecto de origen alemán Pundo 3000 (http://www.pundo3000.com/werbunggegenrealitaet3000.htm). Un proyecto que contiene varios aspectos interesantes, críticos y conscientes, pero del cual tomaré solo uno que nos interesa ya que va ligado directamente al ejercicio publicitario.

pundo3000com_logo

Por allá en segundo semestre de mi carrera recuerdo haber visto una materia llamada Publicidad 2 (empecé estudiando en el Politécnico Grancolombiano pero por cosas de la vida y de la contabilidad financiera terminé en la Universidad Central), en la cual se dedicó un buen espacio del semestre académico al análisis de la elaboración de empaques de productos desde un punto de vista publicitario con el fin de lograr efectividad a la hora de atraer la atención de un cliente potencial en un supermercado, que es en realidad una pasarela donde los productos desfilan para que el cliente se lleve el que está mejor vestido. En dicha oportunidad recuerdo haber diseñado empaques para toallas higiénicas y para alimentos, claro esta que con mis entonces rudimentarios conocimientos de diseño el resultado no fue el mejor. Pero es bueno hacer notar que un buen empaque no es suficiente para una empresa que necesita vender productos, y más importante aun estimular la recompra de productos por parte de clientes fieles, de nada sirve que el cliente compre una vez el producto y nunca vuelva a hacerlo, no hay que dar el pescado, hay que enseñar a pescar. De tal manera, que nuestros amigos alemanes de Pundo 3000 se han puesto en la tarea de tomar fotografías de los empaques de diversos productos alimenticios y después hace lo mismo con su contenido. 100 productos en comparación con sus fotos promocionales. Todos los productos fueron comprados, los envases fotografiados, fotos ampliadas del producto, se sirvieron de acuerdo a las especificaciones de los envases. Preparados y fotografiados para la comparación estando todos los productos dentro de su vida útil.

El resultado: el contenido de los envases no se parece nada a lo que promete el envase publicitariamente hablando. Incluso hay unos contenidos que dan asco por su terrible aspecto. Sabemos que si compramos un paquete de sopa de fideos instantánea Maggi recibiremos un paquete con un polvo al cual se le añade agua, se cocina y tenemos una sopa de fideos (o algo así). De manera que el equipo de Pundo 3000 ha cuestionado esta noción y ha adoptado un enfoque crítico científico frente a la misma, sin el ánimo de desacreditar, denigrar o querer hacer ver que los productos están mal hechos, solo con el fin ultimo de hacer una reflexión en cuanto al papel de la publicidad.

¿Cuántas veces hemos comprado algo solo porque su empaque nos pareció llamativo, por su forma colores ilustración, etc.? Si compro unas papas a la francesa espero como mínimo que sean equivalentes a las que salen en la fotografía del empaque. Es ahí cuando me pregunto, ¿cómo es posible que las personas compren productos como los que nos muestran Pundo 3000 y lo haga como si nada? ¿Dónde está el sentido crítico del consumidor frente a situaciones como las aquí descritas?, y no menos importante, ¿Dónde está la responsabilidad del publicista que diseña esos empaques? Hago un llamado a la misma reflexión que Pundo 3000 pretende hacer con su proyecto. No traguemos entero, y como publicistas PROFESIONALES, no está de más tener algo de sentido crítico con nosotros mismos, pues partiendo de la autocrítica es como de verdad podemos crecer como personas. Lo dejo con algunas de las “agradables” imágenes que ha tomado el equipo de Pundo 3000, pero antes les recomiendo que vean esta página: http://thewvsr.com/adsvsreality.htm en la cual hacen el mismo tipo de experimento que Pundo 3000 pero con comida rápida de diferentes establecimientos, juzguen pues ustedes, y recuerden debemos ser críticos pero partiendo de nuestra propia autocrítica, saludos.

projekt1_koenecke-spaghetti

projekt1_mondamin-milchreis

projekt1_mueller-milchreis

projekt1_nadler-krabbensalc

projekt1_schlemmerfilet-bro

projekt1_schwartau-florenti

projekt1_streit-spiesse

 

Written by:

http://www.myspace.com/stepdownrecords, http://www.myspace.com/argothc

1 Comment

  • mutantexx

    Que buen post, a veces nuestra responsabilidad por cumplir con el cliente nos hace olvidar cosas verdaderamente importantes como el uso o consumo del producto (muchos pensamos solo qnos preocupamos por que se facture); sin embargo, creo que buena parte del compromiso le corresponde al cliente, pues el consumidor solo puede ser engañado una sola vez y eso lo sabemos muy bien todos. Lastimosamente alguien hara el trabajo sucio por algunas monedas.

Comments are closed.