Visitas de talla en la capital

Visitas de talla en la capital

Por: Esteban Rubiano

En el último periodo de seis meses, la ciudad de Bogotá, ha sido visitada por artistas musicales de talla mundial sus admiradores de la capital, del país y de lugares externos los ha recibido con bastante cariño.

 

Fui participe de conciertos como el de Tiago PZK y Coldplay, artistas totalmente diferentes pero con un impacto social y cultural bastante fuerte, desde que avisaron desde sus medios que iban a visitar Colombia se abrieron ciertas brechas de donde seria, pero el Movistar Arena y el estadio capitalino fueron escenarios perfectos para ellos.

 

Era la primera vez de ellos en el país, Tiago tiene un público nuevo, es un artista que nace a inicios del años 2018 musicalmente, antes era rapero-freestyle era conocido por las batallas de gallos, pero cuando decide abrirse camino en esta industria, el público lo recibió de manera agradable dado a lo que tenía por contar.

Coldplay es una de las bandas más conocidas a nivel mundial, se le catalogó como una de las mejores agrupaciones de la historia, llevan una trayectoria mayor a una década, su público se podría decir que redondea todo tipo de edades. Sus canciones son utilizadas en las películas más vistas, y son conocidas por el amor al medio ambiente.

 

Es así que no dudaron en mostrar su firme compromiso con el medioambiente, desde una fiesta de baile cinética con la cual pretendían cargar el piso de la tarima con bicicletas públicas que fueron transformadas para lanzar un mensaje de sostenibilidad.

 

Coldplay dejó a la vista de miles de asistentes que la música puede ser el motor de cambio que el planeta necesita, su compromiso es tan fuerte que la agrupación dejó cuatro bicicletas al uso de los ciudadanos para que se sumen a la cultura, y eso fue una ayuda visible para que la capital diera algunas más.

El concierto de Tiago pasó por diferentes géneros musicales que el artista ya ha explorado en su carrera, como el freestyle, reguetón, rap, reggae, rap; además de cantar algunas versiones, acústicas, con solo el piano o la guitarra de la banda que lo acompañó. Y previo a interpretar ‘Sola’, afirmó que esa era la canción más especial de toda su vida y carrera, “por ti, mamma”.

 

Por el lado de la banda mundial el concierto sin esperarlo se convirtió en lo que para muchos de los que asistimos fue un ritual, pues encontrarse de la forma mas íntima con quienes quieres y hacen parte vital de tu vida.





Sólo puede perpetuarse si existe algo de magia en medio, ese algo inexplicable que escapa a toda categorización y que nos refugia en eso otro. Almas que vuelan bien alto tratando de curarse una a la otra, diciéndole mutuamente “lo conseguiremos juntos” mientras la música nos lleva «Up&Up».

Por el lado de la organización las empresas nacionales les faltó, andaban pendientes de las zonas vip. Pero los de general, y demás zonas fue todo un caos, en ambos eventos siento que le daban prioridad por tribunas. 

 

Fueron experiencias inolvidables, una más que otra… no más saber que estas personas tan conocidas estaban acá, cumpliéndole el sueño a niños, adultos y algunos mayores, me llena de satisfacción. 



El lenguaje musical nos hace más fuertes, ver a las personas cantando con el alma esos temas musicales, y ver cómo las sientes y les llega es una sensación. todos entonamos ciertas estrofas, todos éramos desconocidos pero nos unía que esa historia nos tocó.